Obras De Teatro Cortas De 5 Personajes Para Representar

Guiñol, o teatro de guiñol, se reserva para nombrar al teatro de títeres. Con ligeros aditamentos -cabezal, orejas, cuernos, trompas- pueden salir caballos, burros, vacas, cabras y hasta elefantes. La jirafa es mucho más bien difícil por su cuello interminable, pero no irrealizable. Y el ciempiés o cualquier monstruo imaginario con una docena de patas es sencillísimo. Basta con multiplicar los chicos, alargar la colcha y después estudiar a marcar el paso.

Ana y Julia están sentadas en un banco del patio del colegio, conversando de manera entretenida. El conejo y la conejita viven en un bello jardín donde, furtivamente, el ratón entra para buscar comida.

Con el uso único de cortinajes se crea la cámara cuyo interior se completa con elementos de utilería. El cambio se efectúa introduciendo o retirando los elementos del adornado menor, cosa que comunmente se efectúa subiéndolo al telar. Una obra tiene la posibilidad de tener montaje realista-naturalista o un montaje irrealista.

La Casa De Bernarda Alba

Ahora se eligen los biombos cubiertos de tela o de chapa de madera prensada. 2.º La mezcla de elementos plásticos y pictóricos resulta a menudo peligrosa por la existencia de elementos de 2 o tres dimensiones, lo que puede ofrecer sitio a confusiones. Loscortinajes, como el telón de fondo y de boca, las bambalinas, bastidores y patas.

Y tienen que convencerse todos de que hasta que no se domine el texto, es inútil procurar ponerlo de pie. Si los actores no aprenden la obra al mismo ritmo, los ensayos se vuelven lentos e ineficaces. Es imposible trabajar estando más atentos del apuntador que del director que ha de matizar la recitación.

Para desmaquillarse no se debe usar agua y jabón, sino más bien contemplar la cara con una capa de crema limpiadora que se restriega con toallas de papel. Sobre el tono de base se aplican los diversos trazos que modifican el rostro en pos de la expresión apetecida. Para ello se emplean lápices particulares de maquillaje, más allá de que se pueden emplear asimismo pinturas de cera o de pastel.

Tableros De Recortes Públicos Que Detallan Esta Diapositiva

Ingresar modificaciones en el último instante frecuenta tener malos resultados. El público por otra parte, no capta ciertos pormenores, si no hay inquietudes en el actor. Para la caracterización en ocasiones hay que recurrir a ensayos particulares, incluso personales, en diálogo entre directivo y actor hasta la compenetración. Tras esta labor, hay que intentar el ensamblaje con todos para evitar que alguien sea asombrado. Es posible que el cine, con su aptitud mecánica para el truco, haya contribuido asimismo lo propio a la decadencia de estas ingeniosidades. Retales de ropa, recortes de papel pinocho, bobinas de lana de colores -para pelucas- virutas para completar cuerpos y brazos de trapo, varillas de paraguas para sostenerlos, cordeles.

En consecuencia los problemas que se le presentan al escenógrafo están vinculados al montaje y al tratamiento que se dé a la obra. Entre la escena y la orquesta se situaba el proscenio, más bajo que la primera y más prominente que la segunda. Se trata de un drama religioso-fantástico dividido en 2 partes publicado en el año 1844. La acción avanza en Sevilla a lo largo de los últimos años del reinado de Carlos I de España.

Resulta conveniente añadir que estos puntos expresivos no se dan separados de los demás elementos. Toda oración tiene su entonación que podemos traducir en una línea melódica. De esta forma, el teléfono no existe, pero se usa; tampoco existe en escena la puerta que se abre y se cierra; ni la caña de pescar que utiliza el pescador; ni las piezas que se cobran; ni los manjares que se saborean… Todo es cuestión de interpretación y de imaginación, creatividad que distribuyen actores y espectadores. En este sentido la máscara entronca con el vestuario e incluso con la utilería.

5.º Las condiciones del local y de la iluminación son determinantes. Un teatro de reducidas dimensiones impone uso sutil del maquillaje; al tiempo que los de enormes dimensiones solicitan que se acentúen los rasgos a fin de que se perciban como normales. En lo que se refiere a la costumbre de grabar los acompañamientos y la música incidental, así como los efectos sonoros, parece una ayuda sin la cual muchos conjuntos no podrían accionar, por no tener músicos intérpretes. En el teatro épico, muy especialmente, el empleo de la música y del canto necesita una investigación concreto para cada obra, puesto que la música aquí no sirve para embellecer o para acompañar neutralmente la acción sino más bien todo lo opuesto. En lo que se refiere a la música incidental, hay que procurar que sea neutra; es decir, que no evoque otras obras u otras acciones, pues entonces tomaría carácter divergente y perjudicaría el avance de la obra a la que quiere servir.

En el momento en que la realización musical en escena se consigue a través de un grupo instrumental que actúa a la vista del público, es indudable que su situación material se tiene dentro a la composición plástica de la escena, que de este modo suma un atrayente mucho más. En el momento en que los músicos intérpretes, con sus instrumentos a cuestas, se lanzan a la actuación escénica, como sucede en algún espectáculo cómico-taurino-musical, resulta obvio que se da un paso más en la coordinación de los diferentes recursos expresivos. Pensamos que el ejemplo es ilustrativo y, por comparación, recomienda posibilidades escénicas. 1.º En la situacion más simple, el maquillaje debe de tender a poner énfasis los aspectos del actor que, con la distancia y bajo la luz de los focos pierden visibilidad. Pero maquillaje y máscaras necesitan de estudios minuciosos en el momento en que persiguen finalidad artística y se colocan al servicio de la creación y también interpretación de caracteres y clima. En cada caso tendrán que estar de acuerdo con los convencionalismos propios del estilo.

Amor De Don Perlimplín Con Belisa En Su Jardín

La princesa será mía por el hecho de que conozco de memoria todas las Leyes del Estado, todas y cada una de las Ordenanzas de los gremios y todas las historias de los antiguos reinos. Yo me voy a llevar a la princesa ya que me sé de memoria toda la «Enciclopedia Latina» y lo que dicen todas y cada una de las crónicas del reino de los tres últimos años. Pedrito se desploma frente a los ojos de su madre, que suelta la gaceta y corre despavorida hacia donde ha caído su hijo. Cerca se encuentra un hombre de color que, al ver lo sucedido, corre a prestar su ayuda. El directivo debe de inspirar y también imponer seriedad desde el primer instante. O sea primordial cuando se ensaya con apasionados o jovenes.

Habitualmente lamúsica específica será muy importante para ilustraciones de todo tipo, particularmente para el teatro contemporáneo. La musiquilla parlante tiene la virtud de mostrarse en instantes afines de la acción, y de esta manera se expone algún significado poco claro de lo que ocurre. 4.º La luz debe secundar la acción con los cambios de tono que sean precisos, pero estos nunca han de ser bruscos, sino suaves. La mayoría de las veces el director señalará al experto, electricista, los efectos que quiere conseguir y éste los realizará.

En cuanto a la manera, todos los muñecos pueden ser realistas o fabulosos. Sobran los individuos estereotipados, y, más que nada los títeres, tienen la horrible práctica de chillar y pegarse. Si bien generalmente tienen el tamaño de 30 ó 40 cm, hay mayores. En estos casos se crean espectáculos en los que los títeres y actores distribuyen la acción dramática. Las aportaciones rítmico-musicales encuentran su realización mucho más brillante en la presencia de la música y la danza en escena.